Qué nos gusta y qué no del Samsung Galaxy S9

Entre los celulares de gama alta, hay tres modelos que se disputan la corona de la popularidad en los últimos meses: el iPhone x de Apple, el Pixel 2 de Google y el Galaxy S9 de Samsung. Nosotros hemos podido probar durante unas semanas el Samsung Galaxy 9 con servicio “unlimited” de T-Mobile y éstas son las conclusiones:

Nos gusta:

1. Las diferentes opciones para desbloquear la pantalla: pin, pattern, password, iris, reconocimiento facial, reconocimiento de voz y huella dactilar. Lo que te sea más cómodo.

2. El asistente de Google que graba y reconoce tu voz. Sencillo de activar y eficaz interpretando los pedidos. “Ok Google”.

3. Es muy fácil cambiar el tamaño de letra y el zoom de la pantalla para adaptarlos a las necesidades visuales de cada usuario.

4. La calidad de la imagen, tanto fotográfica como video, de la pantalla de 5.8 pulgadas que alcanza una resolución de hasta 2960×1440 WQHD. Muy buena definición de pantalla también para ver documentos como tablas de Excel o Google docs para quienes trabajan con su celular.

5. La opción “blue light filter” (filto de luz azul) para que la pantalla canse menos a la vista. Aunque quizá cambia demasiado los tonos blancos.

6. La opción “Smart alert“, que con solo coger el teléfono te avisa a través de una vibración si tienes llamadas perdidas o mensajes. Eso sí, tienes que fiarte y no estar tentando a activar la pantalla para estar seguro de que no ha llegado nada nuevo.

7. “Easy mute“: está opción hace que el telefóno no suene simplemente con ponerlo boca abajo.

9. “Edges“:  son “paneles” o menús de acceso rápido en los bordes de la pantalla que se arrastran con facilidad para acceder rápidamente a aplicaciones más usadas, contactos más comunes, etc. Es especialmente útil el que permite “hacer una foto” de una zona de la pantalla.

10. La cámara de 12 megapixeles con apertura doble, que hace excelentes fotos incluso con poca luz. Además captura video en 4K y video súperlento.

No nos gusta:

1. El reconocimiento facial no nos funcionó en varias ocasiones. Tampoco el “smart stay” que se supone que mantiene la pantalla encendida si la estás mirando, aunque no interactúes con ella.

2. El sistema obliga a aceptar actualizaciones automáticas de apps.

3. Es molesto tener muchas opciones de Samsung activadas por defecto, como el Samsung pass, hasta que la desactivas.

4. No tiene doble cámara trasera.

5. El Samsung Galaxy S8 ya era un gran celular. El salto al S9 no será tan notable para quienes tengan a su inmediato predecesor.

6. El teclado. Aún después de usuarlo un par de semanas, no es fácil habituarse.

7. El autocorrector, por supuesto.