10 citas geniales para recordar a Stephen Hawking

Stephen Hawking, una de las mentes más brillantes de la ciencia contemporánea, ha fallecido en su casa de Cambridge a los 76 años de edad. Los tres hijos del científico han emitido un comunidado en el que dicen: “Estamos profundamente entristecidos por la muerte de nuestro amado padre. Fue un gran científico y un hombre extraordinario, cuyo trabajo y legado vivirá por muchos años. Su valentía y persistencia, y también su humor y brillantez inspiraron a gente de todo el mundo. Lo extrañaremos siempre”.

El término de genio se queda corto para describir la trayectoria de este científico que revolucionó la astrofísica y la concepción que tenemos del universo. A modo de mdodesto homenaje hemos recopilado algunas de sus citas más célebres. Son una serie de pensamientos, muchos de ellos cargados de profundidad, pero otros también marcados por el fino sentido del humor del que siempre hizo gala.

Preguntarse qué había antes del Big Bang es como preguntarse qué hay al norte del Polo Norte”.

“La Humanidad es tan insignificante si la comparamos con el Universo, que el hecho de ser un minusválido no tiene mucha importancia cósmica”.

“Dado que existe una ley como la de la gravedad, el universo pudo crearse a sí mismo de la nada, como así ocurrió. La creación espontánea es la razón de que exista algo, en vez de nada, de que el universo exista, de que nosotros existamos. No es necesario invocar a Dios para que encienda la mecha y ponga el universo en funcionamiento.”

“Einstein se equivocaba diciendo que “Dios no juega a los dados con el universo”. Considerando las hipótesis de los agujeros negros, Dios no sólo juega a los dados con el universo: a veceslos arroja dónde no podemos verlos”.

“Si los extraterrestres nos visitaran, el resultado no sería muy diferente a la llegada de Colón a América. Y ya sabemos que no fue muy bueno para los nativos americanos”.

“La gente que se jacta de su cociente intelectual son perdedores”

“Cada vez que escucho hablar de ese gato (el de Schrödinger), empiezo a sacar mi pistola”.

“Me he dado cuenta que incluso las personas que dicen que todo está predestinado y que no podemos hacer nada para cambiar nuestro destino, igual miran antes de cruzar la calle”.

“Las personas tranquilas y silenciosas son las que tienen las mentes más fuertes y ruidosas»”.

“Nuestro poder para dañar o destruir el medio ambiente o a nuestros pares, aumenta a mucha mayor velocidad que nuestra sabiduría en el uso de ese poder”.