Los robos en cuentas de correos ascienden 200

15

Cada semana, un total de 250.000 cuentas de correo electrónico en el mundo son robadas, según un informe de Google, resultado del estudio realizado por el equipo de seguridad de la compañía. Unas 235.000 son ‘hackeadas’, porque sus contraseñas han sido descifradas por terceros; y unas 15.000, revelan sus claves por medio de un ‘keylogger’, un programa específico que registra las pulsaciones realizadas en un teclado, para memorizarlas y/o enviarlas a través de internet. El estudio develó que casi 1.900 millones de parejas de dirección (cada pareja conformada por el correo y la contraseña correspondiente contraseña) se encuentran en mercados negros virtuales para ser comercializados. Además, la tendencia sigue creciendo.

Durante un periodo de un año de marzo de 2016 a 2017, Google reporta que “788.000 víctimas potenciales de keyloggers, 12.4 millones de kits de phishing (correos electrónicos que, aparentan ser de fuentes fiables, como entidades bancarias, e intentan obtener datos confidenciales del usuario), y 1.9 mil millones de nombres de usuario y contraseñas expuestas a través de violaciones de datos y negociadas en foros de Blackmarket”.

El analisis muestra que el atacante puede llegar a tener control completo de la identidad digital de la víctima, una vez obtenidos los datos del usuario. Ademas indican que entre un 7 y un 25 por ciento de las contraseñas expuestas en el mercado negro coinciden con una cuenta de Google de alguna víctima. La compañía recalca la importancia de fortalecer mecanismos de autenticación e incluir señales de riesgo adicionales como las geolocalizaciones históricas del usuario y los perfiles de los dispositivos, y asi mitigar el riesgo de robo.

La sugerencia expertos es el uso de una contraseña única y extensa para cada cuenta. Además, los usuarios pueden activar alertas en el sistemas de acceso, que indiquen si alguna persona ha accedido a su cuenta desde algún lugar diferente a sus locaciones habituales.